MÓNICA NEGRI | PSICÓLOGA – PSICOANALISTA

"Se pide una psicoterapia porque se sufre, algo no va como uno cree que debería ir: falta de deseo, sentimiento de pérdida de control sobre la vida; decepciones recurrentes en las relaciones amorosas; no ser capaz de superar una pérdida o un abandono; estar entregados a un sufrimiento que se ha vuelto insoportable".
"Se pide una psicoterapia porque se sufre, algo no va como uno cree que debería ir: falta de deseo, sentimiento de pérdida de control sobre la vida; decepciones recurrentes en las relaciones amorosas; no ser capaz de superar una pérdida o un abandono; estar entregados a un sufrimiento que se ha vuelto insoportable".

LA EXPERIENCIA PSICOANALITICA

El psicoanálisis es un método clínico específico que aborda las causas de lo que incomoda y aflige, de lo que no marcha como se quisiera (en lo familiar o laboral, en lo amoroso o lo creativo). Se busca así, resolver las dificultades que provocan malestar y sufrimiento.

El psicoanálisis está dirigido a aquellas personas que reconocen en ellos un obstáculo y la discordancia como esencial a la dimensión humana; le hace un lugar para que se vuelva creadora y no destructora, porque la discordancia genera la invención.

El método psicoanalítico permite un espacio de trabajo para suspender las reacciones y analizar que nos sucede, que es lo que nos implica a fin de poder sentirnos seguros, de no tener miedo y transitar mejor la vida. Aunque “la promesa de la homeostasis total, de la armonía plena y del bienestar completo, es una falacia”, como bien señalaba Lacan.El psicoanálisis no juzga, no mide, no hace cuentas, no denuncia a nadie, no afirma nada. Tampoco tiene las susceptibilidades de un dogma ni la rigidez de una ideología. El psicoanálisis provee preguntas, pero ninguna respuesta definitiva, no es otra cosa que un cuestionamiento en vivo, una búsqueda, una investigación.

Y es ante todo una práctica y expresa una libertad inédita a la palabra, empezamos a creer que en ese sufrimiento que parecía sin sentido y sin beneficio alguno hay una significación que le es propia y queremos saber más. Hacer que el paciente descubra lo que él ya tiene en él y que eso, al descubrirlo, lo ayude. Y lo que él ya tiene en si mismo es algo positivo.

El final de la experiencia analítica nos lleva a aprehender y asumir la propia singularidad como sujetos deseantes, nuestro estilo de vida y modos de gozar, más allá de la conformidad, de las imposiciones y del camino pre-escrito.